A lo largo del mundo se vive un momento de emergencia climática, por lo que todas las industrias deben poner en marcha estrategias para la conservación del medio ambiente. Uno de los rubros más necesarios es la conservación del agua y uso de agua en la construcción de manera eficiente. 

Por ello, a continuación te daremos algunas estrategias para tener un mejor manejo de agua en la construcción. 

Importancia del agua en la construcción 

El agua es el elemento predominante en la tierra; sin embargo, aunque la superficie del planeta es 70% agua, solo el 2.5% es dulce, es decir, útil para consumo humano y de ese porcentaje no toda está disponible, pues incluye los polos, y los mantos subterráneos. Eso nos deja con únicamente un 0.3% del agua total del planeta. 

Y la industria de la construcción es un gran demandante. De acuerdo con el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de España, el sector de la construcción utiliza el 16% del consumo mundial de agua. Esto solo durante la edificación, pues la producción de materiales como el concreto requiere 9% de las extracciones de agua de fuentes naturales destinadas al sector industrial, según la misma fuente.  

Esta alta demanda es problemática, primero porque condiciona el consumo humano, además de que en situaciones de emergencia también puede impactar al desarrollo de la industria 

Consejos para eficientar el consumo de agua en construcción 

En los proyectos inmobiliarios sustentables es de suma importancia la reducción de impacto ambiental desde la planeación y construcción del proyecto, por ello la empresa regiomontana Escala, especialistas en gestión de proyectos, recomienda algunos tips para hacer más eficiente el proceso:

  •  Considerar una cisterna provisional para captar el agua pluvial. Esto, además de aprovechar el agua en construcción, evita que se estanque el agua o se tenga encharcamientos en la obra. 
  •  Delimitar medidas para los trabajos: hacer un conteo detallado de la cantidad de agua necesaria durante la edificación, esto permite mayor control
  • Sistemas ahorradores de agua: elegir para la instalación regaderas de bajo consumo 
  • Utilizar el concreto permeable que, a comparación del tradicional, es un tipo especial  con una alta porosidad, el cual tiene varios beneficios como: permite el paso a través de él de agua proveniente de precipitación y otras fuentes, reduciendo la escorrentía superficial de un sitio y recargando los niveles de agua subterránea. 

Según la Agencia de Regulación y Control del Agua (ARCA) las pérdidas por el agua no contabilizada cuestan 320 millones de dólares cada año, además equivale a desperdiciar anualmente 696,2 millones de metros cúbicos anuales (cada metro cúbico de agua equivale a unos 1,000 litros).

Así que ya lo sabes, pon en marcha los consejos que te sea posible en tus proyectos y juntos construyamos un sector inmobiliario sustentable. 
Recuerda regístrate en Wiggot, el mejor centro de negocios inmobiliarios de México y el CRM inmobiliario más completo. No pierdas la oportunidad de mejorar tus ventas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.