El disponer de una vivienda es un objetivo para cualquier persona y esto la puede convertir directamente en un cliente potencial para tu inmobiliaria. Es por ello que en Wiggot te sugerimos tres segmentos de clientes además de las familias jóvenes, en los que puedes enfocar tus esfuerzos de ventas y estrategias. 

1. Adultos mayores

Por lo general, este sector de la población es erróneamente relegado por las agencias por considerarlo poco decidido a comprar una propiedad. Sin embargo, de acuerdo con un estudio realizado por plataformas especializadas en vivienda, el año pasado el 70% de los adultos mayores en México estaban buscando una vivienda por internet (68% prefiriendo una casa y 20% un departamento) por considerarla como una buena inversión a futuro.

Este aspecto no ha cambiado este 2020, pues expertos de Internacional de Inversiones (IDEI) afirman que las propiedades compradas en este momento ofrecerán en unos años una plusvalía del 17%. Así que te sugerimos que establezcas una estrategia para ofrecerles un inmueble con excelente ubicación, accesible a varios servicios cercanos, con formas de entretenimiento y con amenidades como ascensor, jardines interiores, terrazas, sala de usos múltiples, entre otras.

2. Jóvenes trabajadores

Es otro segmento de clientes que está activamente buscando comprar una vivienda, aunque se enfrenta a varios retos, por ejemplo, el bajo nivel de ingresos y las condiciones laborales. Estos factores limitan a la población joven a buscar viviendas en zonas periféricas o metropolitanas o mantenerse en esquemas de vivienda en renta.

De acuerdo con datos de la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares 2018 del INEGI, la población de 20 a 29 años percibe en promedio un ingreso mensual de 6 mil pesos; mientras que quienes tienen de entre 30 a 39 años, perciben un ingreso mensual promedio de 7,724 pesos. Es decir, tienen ingresos limitados para adquirir una vivienda.

Afortunadamente, desde el 2019 existen nuevos instrumentos del gobierno, instituciones y bancos, que pueden ser útiles para que tus clientes comiencen a adquirir su propio patrimonio. Existen algunas opciones populares como el programa de Unamos Créditos, Crédito Construyo del Infonavit, el Programa Nacional de Vivienda del Gobierno Federal y  las bajas tasas de interés en los préstamos hipotecarios del Fonacot.

3. Extranjeros

Nuestro país es considerado por ciudadanos de otras nacionalidades como un lugar muy atractivo no solo para visitar sino para vivir. De hecho, cada año aumenta el número de personas que se establecen en el territorio nacional y que buscan un inmueble en donde comenzar una nueva etapa de sus vidas.

De enero a septiembre de 2020, se han registrado 51 mil 155 residentes (permanentes y temporales) ante el Instituto Nacional de Migración de México de acuerdo al portal de Política Migratoria de la Secretaría de Gobernación.

Para poder ofrecer a este segmento de clientes una vivienda adecuada a sus necesidades, debes informales previamente sobre:

Restricciones de ubicación. Para comprar una casa deben evitar las zonas restringidas, que consisten en una franja de 100 kilómetros a lo largo de las fronteras terrestres o de 50 kilómetros a lo largo de las playas.

Permisos del gobierno mexicano. Para solicitarlo tu cliente deberá acudir a la Secretaría de Relaciones Exteriores (SER) en la Dirección General de Asuntos Jurídicos en México. O bien, hacer el trámite mediante un representante legal habilitado con un poder notarial.

Créditos hipotecarios disponibles. Siendo extranjero es posible disfrutar de los diferentes beneficios como seguros, tasas y mensualidades fijas otorgadas por los bancos o instituciones de crédito. Los datos solicitados varían de acuerdo a la dependencia que elijan.

Pagos a considerar. Incluye los gastos de escrituración por comprar la vivienda de su elección, los honorarios de la inmobiliaria y del notario público, el costo por ingresar el inmueble al Registro Público de la Propiedad y el Comercio (RPPC) de la localidad y finalmente el pago Federal (IVA e ISR) y el Estatal (Impuesto Sobre Adquisición de Inmueble o ISAI).

Considera toda esta información para poder preparar una estrategia efectiva y exitosa que se adecúe al perfil de cada segmento. En Wiggot queremos que siempre ofrezcas el mejor servicio y experiencia de compra a tus clientes, por ello esperamos que esta nota te sea de utilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.