Los centros urbanos, como las ciudades, son los tipos de asentamientos más frecuentes, es decir, que cada vez es mayor la cantidad de personas que los habitan, por lo cual es necesario mejorar la calidad de vida en ellos. Una manera de hacerlo es por medio del uso de áreas verdes. 

De acuerdo con ONU Habitat, más del 50% de la población mundial, es decir, 4,200 millones de personas, viven en ciudades y se espera que para el 2050 la proporción sea del 70%. Las ciudades al concentrar tal cantidad de personas se han convertido en los centros de actividad económica, pero también producen la mayor cantidad de gases de efecto invernadero. 

Estas emisiones no solo tiene efectos adversos en el medio ambiente, sino que también afectan a la salud de las personas, especialmente están relacionadas con afecciones respiratorias. Para reducir estos efectos adversos existen varias acciones disponibles. Desde el uso de tecnologías no contaminantes hasta la incorporación de áreas verdes que hagan la función de eliminar partículas dañinas del aire. 

La Organización Mundial de la Salud considera necesario que en los centros urbanos exista un mínimo de nueve metros cuadrados por persona. En un escenario ideal, la cifra debería de ser de 50 metros cuadrados por habitante. 

Sin embargo, en la realidad, incluso en las ciudades en las que esto se considera, la cantidad disponible es mucho menor. De acuerdo con su información Roma es la más cercana con 39 metros per cápita, Madrid con 21 metros cuadrados, Ciudad de México con 6 metros y con Bogotá 5 metros por habitante.  

Ventajas de las áreas verdes 

La organización Greenpeace indica que la presencia de áreas verdes, y el acceso al disfrute de la naturaleza genera beneficios reales en las personas y es un facilitador del bienestar entre la ciudadanía.

Según su información, pasar “120 minutos semanales en la naturaleza se asocia a una buena salud, bienestar y calidad de vida. Como medida micro-restaurativa se pueden pasar al menos 30 minutos en una plaza urbana para reducir de forma inmediata el estrés, la ansiedad, la ira y la fatiga, así como generar un mejor rendimiento cognitivo y aumentar la felicidad”.

Otros estudios han mostrado que la presencia o el disfrute de áreas verdes está relacionado con un menor riesgo de padecer enfermedades no contagiosas como padecimientos cardiovasculares, diabetes, obesidad y lumbalgia. 

Así es como benefician las áreas verdes a la plusvalía de una zona urbana

Áreas verdes y plusvalía 

La incorporación de áreas verdes en las ciudades puede tener otras ventajas, además de la salud de las personas. Desde el punto de vista de los gobiernos, una mejor salud de los habitantes podría ayudar a reducir las saturaciones en sistemas de salud públicos. 

Por otro lado, para el sector inmobiliario, estas ventajas pueden ser consideradas valores agregados a la propiedad. Actualmente, el factor bienestar es uno de los de mayor interés en el proceso de la búsqueda de casa, aunado con la seguridad. 

Por lo cual el conocimiento de estas ventas puede ser visto como una de las herramientas dentro de la estrategia de comercialización de algún proyecto. 

Si estás comercializando propiedades con estas características, apóyate en Wiggot. Sus planes y herramientas te ayudarán a mejorar tus resultados. Regístrate hoy y accede a todos los beneficios. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.